cuidados-colchón-mudanza

¿Cómo protejo mi colchón durante una mudanza?

26/11/2015

El colchón es una de las cosas más importantes de la casa, aunque parezca todo lo contrario ya que es donde se descansa y donde se pasa más tiempo cuando se está en la vivienda. Por estas razones, es tan importante proteger el colchón de cualquier adversidad, más aun cuando se trata de trasladarlo en una mudanza.

Es evidente que cada elemento de la mudanza necesita un tratamiento diferente, como ya hemos explicado en diferentes post. La fragilidad de cada cosa hace que cada elemento necesite un embalaje concreto. En el post de hoy, nos vamos a centrar en cómo trasladar un colchón y que tratamiento requiere este elemento de la vivienda.

Cuidados de nuestro colchón en una mudanza

Lo primero que tienes que hacer es envolver el colchón utilizando un rollo de plástico o una lona, por ejemplo, las lonas que se utilizan como base en las tiendas de campaña. Antes de cubrirlo asegúrate que el colchón está totalmente limpio y sin nada de humedad. En el caso de que esté humedecido es necesario airearlo hasta que esté seco por completo.

Posteriormente, es aconsejable que coloques mantas debajo del colchón para evitar que haya desplazamientos en el camión durante el traslado. Debes elegir un vehículo de mudanzas techado, de esta forma evitaras que llueva encima de las cajas de la mudanza y de todos los elementos que transportes.

El colchón debe viajar entre dos muebles para evitar golpes de otros muebles que puedan impactar sobre él. Si el colchón va a pasar una temporada en un guardamuebles o en un trastero con el resto de los elementos de tu vivienda, es importante que no pongas nada sobre el colchón. Siguiendo estas pautas, tu colchón sobrevivirá la mudanza a la perfección y podrás seguir disfrutando de sus beneficios.